Fue a cobrar y lo hallaron enterrado en casa de su jefe que confesó el crimen

Policiales 17/12/2020 Por ultimas24.com
17 12.13 pizerro asesino

Luis Mieres, dueño de una pizzería en Ituzaingó, confesó haber asesinado a uno de sus empleados.

“Le di tres o cuatro golpes con una barreta”, dijo en su indagatoria frente a la fiscal a cargo de la investigación, Laura Cristini. El homicida, además, contó por qué lo había matado.

Fuentes del caso indicaron a TN que el pizzero admitió que le debía a la víctima, Jorge Daniel Zagari, una parte de sus sueldos y la totalidad que debía pagarle en diciembre y que, además, ahora debía pagarle el aguinaldo y las vacaciones. Y argumentó que le había ido mal durante la pandemia y que tuvo que cambiar dólares de sus ahorros.

Zagari fue enterrado en una fosa ubicada en el fondo de la casa de su empleador, ubicada en la calle Pérez Quintana al 3300. El homicida lo tapó con con una carpeta de cemento.

La desaparición y el hallazgo del cuerpo

Zagari desapareció miércoles a la tarde. El jueves, sus familiares realizaron la denuncia y, ese mismo día, el auto de la víctima, un Peugeot 405 bordó, fue encontrado incendiado en Merlo.

El domingo, la familia consiguió videos del lugar del hallazgo del vehículo. En ese momento, descubrieron que detrás del auto incendiado aparecía la camioneta Ford EcoSport negra del pizzero.

El cuerpo de Zagari fue encontrado el lunes por la tarde en el fondo de la casa de Mieres y fue reconocido por su sobrina, Florencia, por unas cicatrices.

La mujer detalló que el miércoles a las 17.30 su tío salió de la casa rumbo a la de su empleador a cobrar el sueldo como maestro pizzero, tal como hizo los últimos meses, en los que no había ido a trabajar por ser persona de riesgo en cuanto a la pandemia por coronavirus.

 “El sábado a la noche estaba como ido”

Matías, empleado de la misma pizzería, contó a TN que el sábado por la noche, Mieres “estaba nervioso y como ido. Se hacía el que no sabía nada, incluso yo le pregunté por Daniel y me dijo que se había ido a pescar”.

“Siempre discutimos con Luis por temas de plata, es una persona violenta y es tacaño”, reveló el joven. Incluso, relató que en un oportunidad el dueño de la pizzería lo golpeó con una barra de spiedo.“No nos daba de comer, nos cobraba todo. Pero nunca me imaginé que podía llegar a hacer algo como esto”, agregó.

Para Matías, “es obvio que alguien lo ayudó a trasladar el cuerpo”. Según explicó, Daniel, la víctima, “era grandote. Yo lo único que quiero es Justicia por mi compañero”.