Prisión preventiva a hombre por distribuir fotos y videos de abuso sexual infantil por WhatsApp

Policiales 09/09/2020 Por ultimas24.com
Así lo dispuso la jueza Sandra Valenti a raíz del pedido formulado por la fiscal Yanina Tolosa. El imputado tiene 47 años y sus iniciales son JCAS.
09 09.5 mpa

También es investigado por el delito de abuso sexual gravemente ultrajante cometido en perjuicio de una menor de edad.

Un hombre de 47 años cuyas iniciales son JCAS quedó en prisión preventiva en el marco de una investigación que encabeza la fiscal Yanina Tolosa por la distribución de fotos y videos de abuso sexual infantil a través de grupos de WhatsApp.

La medida cautelar fue dispuesta por la jueza Sandra Valenti a raíz del pedido formulado por Tolosa en una audiencia llevada a cabo en los tribunales de la ciudad de Santa Fe.

La fiscal del MPA precisó que “además de los delitos de tenencia y distribución de material de abuso sexual infantil, al imputado se le atribuyó la autoría de un abuso sexual gravemente ultrajante agravado (por la guarda) en perjuicio de una menor de edad”.

Reproducción del material

“La jueza Valenti dio por acreditados los hechos atribuidos y las calificaciones legales que escogimos desde la Fiscalía”, valoró Tolosa. “La magistrada también entendió que había riesgos procesales, razón por la cual ordenó la medida cautelar privativa de la libertad”, agregó la fiscal.

La funcionaria del MPA destacó que “si bien la Defensa del imputado se opuso, la jueza avaló el planteo que hicimos desde la Fiscalía y permitió que en la audiencia se proyectaran tramos del material audiovisual que fue secuestrado”.

“La reproducción del material de abuso sexual infantil es importante no sólo para mostrar la evidencia ya recolectada de los delitos, sino por la gravedad que tienen estos ilícitos”, argumentó Tolosa. También hizo hincapié en que “hay que enfrentar la realidad de que estos hechos aberrantes ocurren y los niños, niñas y adolescentes son las víctimas”.

Operación Terra

Tolosa recordó que “la investigación por la distribución de material de abuso sexual infantil deriva de una causa que está a cargo de la Fiscalía de Instrucción número 9 de Lomas de Zamora (provincia de Buenos Aires)”. En tal sentido, señaló que “la persecución delictiva se denominó ‘operación Terra’ y surgió de una denuncia radicada en septiembre de 2017”.

La funcionaria del MPA explicó que “la fiscalía bonaerense recibió información de la presencia de material pornográfico en grupos de WhatsApp que eran difundidos en una página de la red social Facebook”. Añadió que “tras diligencias realizadas por la Policía Federal, se lograron identificar líneas telefónicas desde las que se enviaban videos e imágenes que vulneraban la integridad sexual de niños y adolescentes”.

Afirmó que “al correlacionar números de celulares y titulares, se detectaron tanto posibles autores como menores de edad de su entorno que pudieron haber sido implicados en la producción de los contenidos”. Al respecto, resaltó que “las personas sospechadas están domiciliadas en distintos lugares del país y el caso de JCAS es uno de los dos localizados en la provincia de Santa Fe”.

La fiscal especificó que “desde el MPA solicitamos la realización de allanamientos en viviendas de la ciudad en las que teníamos datos de que podía estar el imputado”. Con todo, indicó que “el hombre fue ubicado y detenido en la vía pública del barrio Varadero Sarsoti”.

En relación al otro hombre investigado en la ciudad de Santa Fe, Tolosa mencionó que “fue identificado, se realizará la correspondiente imputación y transitará el proceso de investigación en libertad”.

Abuso sexual

Sobre el delito de abuso sexual, la fiscal aclaró que “forma parte de una investigación previa”. Aseguró que “fue perpetrado en una fecha indeterminada de julio de 2018 en una casa ubicada en el barrio en el que JCAS fue detenido”.

Tolosa precisó que “la víctima fue la hija de una amiga del imputado”. Agregó que “de acuerdo con lo relevado, el hombre agredió sexualmente a la menor cuando ella estaba a su cuidado”.

También concluyó que “en el marco de esta investigación por el abuso sexual a la menor, se le secuestró al imputado la memoria de un teléfono celular, de la que se extrajo evidencia digital que consiste en material de abuso sexual infantil”.

Te puede interesar