Mauricio Rizzotto: “Nos une el objetivo de avanzar hacia una sociedad más desarrollada, a partir de un sector productivo fuerte e innovador”

En su discurso de bienvenida a la Cena 90 Aniversario, el presidente entrante del CCIRR destacó la importancia de lograr consensos que permitan planificar a largo plazo.
rizzotto 900 a

Muy buenas noches a todos: Es un honor poder estar compartiendo este grato momento con todos ustedes. Quiero agradecerles que nos estén acompañando en esta primera celebración del 90º aniversario que, el 25 de diciembre, cumplirá nuestro querido CCIRR. 

En particular, me toca vivir este evento desde otro lugar. En la Asamblea General Ordinaria que celebramos hace instantes, se aprobó que asuma la presidencia de la entidad. Sobra decir que me siento profundamente agradecido por la confianza que el sector productivo que representamos ha depositado en mí y en la nueva Comisión Directiva que me acompaña.

Será un gran desafío y lo asumimos con mucha responsabilidad y voluntad de trabajo. Estamos convencidos de que, con el apoyo de todos ustedes, podremos continuar fortaleciendo el legado que el CCIRR viene construyendo desde hace 90 años. 

La dinámica del hacer muchas veces no nos permite frenar, mirar hacia atrás y reconocer todo lo que se ha realizado, para poner en valor no solo los logros de nuestra institución, sino también la voluntad del gobernador, el intendente y los legisladores locales, provinciales y nacionales para lograr ejecutar obras estratégicas para el entramado productivo y la ciudad, así como su predisposición para escuchar nuestros reclamos.

No hay dudas que esto es producto de la idiosincrasia que tenemos en esta región, la que nos hace mirar siempre para adelante, la que -una vez que cumplimos un objetivo- nos impulsa a trabajar para en concretar otros, la que en estos 90 años nos ha dado muchas satisfacciones y nos ha posicionado como referentes. 

Nuestra entidad ha sido protagonista clave de muchísimos proyectos que nos han permitido llegar donde hoy estamos: universidades y centros tecnológicos, infraestructura de todo tipo, programas de fomento, iniciativas de asistencia técnica y capacitación, entre tantos otros. 

El reconocimiento y la destacada trayectoria que nos caracterizan y nos enorgullecen son fruto del trabajo incansable de muchas personas, que han sabido entender la importancia de pensar y actuar en asociación con sus colegas, con la convicción que la construcción colectiva y el desarrollo sistémico son el camino. 

Sin lugar a dudas, no existe el momento ideal para invertir tiempo en participar activamente en los espacios de decisión que requieren la mirada de nuestro sector. Muchas veces, la dinámica de nuestro país atenta contra esta necesidad imperiosa de asociarnos y trabajar juntos por el bien común. 

Somos conscientes de que cada uno de nosotros tiene una mirada diferente sobre el camino a seguir, ya que representamos intereses distintos: algunos somos industriales, otros comerciantes y otros brindan servicios; algunos son exportadores y otros importadores; y algunos son más grandes que otros. Sin embargo, la historia demuestra que es imprescindible el aporte desinteresado de cada uno de nosotros. Nos entusiasma la idea de poder debatir y generar consensos a partir de estas diferencias, ya que nos une un objetivo común, que es avanzar hacia una sociedad más desarrollada, a partir de un sector productivo fuerte e innovador, que siga agregando valor, generando empleo y creando riqueza de forma sostenible e inclusiva. Esta es la visión que nos guiará en los próximos años y por ello cobra relevancia la agenda que la entidad viene impulsando y que intentaremos consolidar. 

Es así que proponemos seguir trabajando en la transformación institucional que está en marcha, con la promoción de jóvenes y emprendedores; la articulación inteligente con el Estado; el liderazgo activo de los espacios públicos-privados que integramos; la vinculación estratégica con todos los actores involucrados en el desarrollo productivo; las alianzas claves construidas con entidades colegas, tanto de la región como con aquellas que nos representan a nivel provincial y nacional; la búsqueda permanente de  una gobernanza plural, democrática y resiliente, que practique una conducción basada en valores; la remodelación de la sede social; la incorporación de nuevas tecnologías; la profesionalización del equipo de trabajo; entre tantas otras líneas de acción que configuran nuestra forma de hacer. 

De esta forma, podremos soñar con la concreción de todos aquellos temas que resultan clave para potenciar el desarrollo empresarial, tales como: la puesta en valor de todas las áreas comerciales, tanto las que se desarrollan en los boulevares fundacionales como en otras zonas claves; el desarrollo integral del sector noroeste, para potenciar nuevas inversiones productivas, industriales, comerciales y logísticas; la reconfiguración del desvío del tránsito pesado; la concreción de diversas obras de infraestructura energética de alcance regional, para el suministro de energía eléctrica y de gas natural por redes; el diseño de una estrategia público-privada e interinstitucional que potencie a Rafaela como destino turístico en el marco de un proyecto regional; la concertación de un plan que permita avanzar hacia una mayor y mejor coordinación entre los diferentes niveles de gobierno, con el fin de mitigar el impacto de la creciente informalidad que afecta a todo el sector comercial de la ciudad; el fortalecimiento integral del amplio entramado educativo y científico-tecnológico regional; la consolidación de una agenda de trabajo para consensuar un nuevo sistema tributario más justo y equitativo que promueva la inversión; el desarrollo de una política integral de seguridad pública, a partir de la interacción de todos los niveles del Estado y sus diferentes fuerzas de seguridad y organismos de Justicia; entre muchos otros temas de carácter estratégico que hace años promocionamos desde la gremial empresaria.

¿Se imaginan si entre los diferentes niveles de gobierno y todos los actores sociales claves pudiéramos generar consensos de este tipo? Nosotros sí, y es por eso que seguiremos luchando por el histórico anhelo de acordar verdaderas políticas de Estado, que permitan trazar planes de largo plazo y nos guíen hacia un sendero de genuino desarrollo.

Por último, quiero dedicar unas palabras de agradecimiento a mi esposa y mis hijas por alentarme y permitirme resignar tiempo de familia; a mis socios, a mi hermana y su familia por el apoyo incondicional; a mis amigos por los consejos sinceros; a mi padre, que me transmitió la pasión por la industria; a mi madre por darme tanto; a mis colegas de la Cámara de Industriales Metalúrgicos de Rafaela (CIMR), del Instituto Tecnológico Rafaela (iTEC) y del CCIRR, que -en el transcurso de mi vida dirigencial- me han enseñado tanto, y de los cuales seguramente seguiré aprendiendo.

Muchas gracias.

Te puede interesar